lunes, 28 de abril de 2008

Poco para agregar..... pero.....











TRENQUE LAUQUEN.- Pese al cambio de guardia en el Ministerio de Economía, marcado por la llegada del kirchnerista Carlos Fernández en reemplazo del renunciante Martín Lousteau, los productores igualmente parecen decididos en estas horas a no ampliar la tregua que le otorgaron al Gobierno si antes del viernes próximo no hay soluciones concretas a sus reclamos, desencadenados por la suba de las retenciones a la soja.

Es más, a seis días del vencimiento del plazo de un mes que definieron los ruralistas, Alfredo De Angeli, el productor convertido en figura de la protesta en el piquete de Gualeguaychú, fue categórico sobre la posibilidad de que vuelvan al paro. Así lo dejó en claro en una asamblea ante casi 3000 personas realizada en esta ciudad.

"Tal como nos encontramos, el 2 de mayo vamos a estar en asamblea en las rutas", advirtió De Angeli al final de un discurso encendido que luego coronó, como el ex presidente Néstor Kirchner, zambulliéndose desde la tribuna entre una multitud que lo esperaba con vítores.

Poco antes, consultado por LA NACION sobre la posibilidad de una postergación de la tregua, De Angeli había señalado: "Vamos a esperar hasta el 2 de mayo, y después veremos". Con todo, el ruralista parece guardar una cuota de esperanza. "Con el cambio de ministro, hay expectativas; a lo mejor éste dice que volvemos al 10 de marzo [antes de que se anunciara el incremento de las retenciones a la soja] y arrancamos la negociación", dijo el dirigente a la prensa. Luego, repitió algo parecido ante su gente.

De Angeli llegó en un avión pagado por productores. Agradecida por su presencia, la Sociedad Rural local le ofreció unos obsequios. Alguien le dio un cuchillo e irónicamente lo relacionó con la denuncia judicial por sus declaraciones sobre la supuesta presencia de armas en el piquete de Entre Ríos. "Les digo a las autoridades judiciales que este cuchillo es un regalo", bromeó. En su discurso, confundió varias veces a propósito la frase "señora Presidenta" por "señor presidente", en una directa alusión a que es Néstor Kirchner, quien realmente gobierna. También se metió en la puja interna de SanCor y Coninagro, cuyos presidentes fueron a ver la semana pasada a la Presidenta. "Los apretaron para que fueran", indicó.

Ulises Forte, vicepresidente segundo de la Federación Agraria Argentina (FAA), consultado respecto de una extensión de la tregua, admitió que eso sólo podría ocurrir "con resultados concretos y señales contundentes". No obstante, De Angeli, dijo que "hay expectativas" por el cambio en Economía.

Famoso por sus encontronazos ante el mismo secretario de Comercio Interior, Guillermo Moreno, Forte arrancó su discurso con "un saludo a Moreno". Presente por la Sociedad Rural Argentina (SRA), Abel Guerrieri, aseveró: "Vamos a estar en la mesa hasta el 2 de mayo, porque el hombre de campo siempre respeta la palabra empeñada".

El encuentro, realizado ayer en la rotonda de las rutas 5 y 33, sirvió también para apoyar a 19 productores de Trenque Lauquen imputados por el juez federal de Junín, Héctor Pedro Plou, por el supuesto corte de ruta efectuado cerca de la planta local de La Serenísima. Todavía ninguno de ellos declaró ante el magistrado.

"Como delincuentes"

Según Víctor Rojas Centurión, abogado de los ruralistas, no se cometió delito alguno, porque el transporte igual pudo circular. "Fuimos [a la comisaría local] a que nos sacaran las huellas digitales como si fuéramos delincuentes; acá no fue un corte y a los camioneros los invitábamos a que estuvieran parados una o dos horas y comieran un asado", dijo Héctor Micheo, uno de los imputados. En realidad, en la lista del juez hay otros cuatro Micheo, todos familiares directos. "Esto es un manejo político para intimidarnos", añadió Esteban Micheo, hijo de Héctor.

Presente en la asamblea de los productores, Mario Cafiero, ex diputado nacional (Soberanía Popular), anunció a la prensa que mañana presentará una denuncia penal contra exportadores de granos, porque con la supuesta presentación de declaraciones juradas falsas habrían declarado anticipadamente dos cosechas de soja (casi 92 millones de soja) y no tendrían que pagar así los nuevos derechos.

"Presentaron declaraciones falsas con complicidad", dijo Cafiero, que agregó que también pedirá que se investigue a funcionarios como el secretario de Agricultura, Javier de Urquiza.

Por Fernando Bertelllo
Enviado especial


Saludos a todos los que nos dieron una mano para poder lograr el acto... y gracias a la gente que nos apoyo in situ y a los que no pudieron venir....

PD: Adjunto las notas de La Opinion

Unas 5 mil personas de distintos puntos del país estuvieron ayer en la rotonda: El campo no fue conciliador y amenazó con más protesta
(Domingo 27 de Abril de 2008 | 13:00 hs.)
Escribe: Dardo Lambertt
Secretario de Redacción

Alfredo De Angeli fue la figura sobresaliente de la convocatoria en Trenque Lauquen. Se escucharon discursos muy críticos sobre el rumbo económico y no se mencionó la posibilidad de extender la tregua; por el contrario se ratificó que el 2 de mayo se termina el pacto de paz y que volverán los piquetes en las rutas.

El campo demostró ayer en Trenque Lauquen que mantiene intacta la maquinaria de la protesta que se desmontó a principios de abril cuando se pactó con el gobierno una tregua por 30 días. Los referentes más importantes del sector reafirmaron ayer que no hay cambio de clima tras la eyección de Martín Lousteau de Economía y que no habrá más plazo para Carlos Fernández: el 2 de mayo expira la paz y volverán los cortes de ruta si no hay señales más alentadoras desde la Casa Rosada.
Así lo manifestaron ayer el vicepresidente de la Federación Agraria, Ulises Forte, el director de la Sociedad Rural Argentina, Abel Guerrieri, y el mismísimo Alfredo De Angeli, en el palco montado en la rotonda del cruce de las rutas 5 y 33, en una mega movilización que incluyó unas 5 mil personas según los organizadores y que fue seguida de cerca por los principales medios periodísticos del país. La convocatoria, además, sitúa a Trenque Lauquen y sus dirigentes ruralistas en un lugar clave de la rebelión agropecuaria.
Tanto es así que el titular de la Rural trenquelauquense, Miguel Ballester, se animó a sugerir a esta ciudad y la díscola Gualeguaychú como las piedras fundamentales sobre las cuales construir la “Confederación General Agropecuaria” que borre la división del agro en cuatro entidades a las que siempre les resultó complejo ponerse de acuerdo sobre aspectos vertebrales del sector.

LO QUE SE DIJO
El intendente de Rivadavia, Sergio Buil, su par treslomense, Mario Espada y el pellegrinense Miguel Pacheco participaron de la convocatoria, junto a los legisladores provinciales Nora Arbio y Abel Buil. También estaba María del Carmen Alarcón, del gobierno santafesino, Miguel Saredi de Pampa Sur, y el ex diputado nacional Mario Cafiero, entre otros dirigentes. Hasta Elisa Carrió envió una adhesión especial para la “convocatoria de Trenque Lauquen” en la que señaló “total apoyo” al reclamo sectorial.
El motivo de la movilización fue el inicio de procesos judiciales a 19 productores trenquelauquenses acusados del delito de cortar rutas, pero todos esperaban a la tarde escuchar la palabra de los dirigentes nacionales que participan de la “mesa de enlace” con el gobierno y anuncios sobre los próximos pasos con el desembarco de un nuevo ministro y el vencimiento de la tregua.
Ulises Forte fue claro sobre el cierre de su discurso: “Vamos a agotar todas las instancias para poder lograr una mesa de diálogo seria y una nueva política agropecuaria”, pero “que les quede claro a todos que a partir del 2 de mayo chancletas por alpargatas para que sea imposible recular, carajo” y cerró con una estrofa del himno nacional “o juremos con gloria morir”, gritó en tono desafiante.
De Angeli, luego, también se mostró escéptico sobre el acuerdo y reveló que ya preparan el regreso a las rutas. “Llegó otro ministro, a lo mejor Lousteau se equivocó, vamos a seguir negociando hasta el 2 de mayo, que como va la cosa seguro que vamos a volver a la ruta”.

LAS PALABRAS
Abel Guerrieri, director de la Sociedad Rural Argentina, fue el enviado de Luciano Miguens a Trenque Lauquen. Recordó la larga lucha del sector, aunque consideró que siempre fueron “timoratos” pero que ahora se pusieron “los pantalones largos. Hemos cambiado la historia del gremialismo agropecuario. Estamos siendo protagonistas del pedazo de historia que nos toca vivir”, sostuvo.
Forte utilizó un lenguaje más campechano y coloquial plagado de dichos pueblerinos y malas palabras. Fue el más duro, habló de “pingüinera” cuando mencionaba al gobierno, que los K mantienen “relaciones carnales con las multinacionales y la patria financiera convertida en soja”.
Sostuvo que el debate hoy no es productores pequeños o grandes, ni campo – ciudad, sino “unitarios y federales, los pueblos del interior o la city porteña”.
Ironizó sobre las responsabilidades que el gobierno les achacan “que hasta nos culpan del ensanche de la capa de ozono” y que ahora “parece un pecado tener una carabina; dejémonos de joder, yo extraño los escabeches que hacía mi vieja”, sostuvo.
Reiteró que los intentos del gobierno son para “dividir” el reclamo agropecuario “pero si bien estamos lejos de Harvard no somos boludos y sabemos entender. Vamos a pelear hasta lo último”, desafió. Sobre la judicialización de los productores dijo que no se van “a cagar” y que si se llenan las cárceles de ruralistas los que queden libres “seguirán peleando. Estamos pariendo el gran movimiento agrario nacional y de ahí no reculamos”.

EL HOMBRE
De Angeli parece un hombre común, de aspecto bonachón, encuadra en el perfil de un chacarero del interior, de pocas palabras y forjado en la cultura del trabajo. Sin embargo, es todo un fenómeno social lo que produce y ello lo sintió desde el momento que puso un pie en Trenque Lauquen antes del mediodía, y cuando le tocó ser el orador en el tramo final del acto.
Los más jóvenes se abalanzaron hacia el palco como si una estrella de rock iniciara un recital, los más grandes hacían flamear las banderas y todos seguían casi en estado de hipnosis lo que un De Angeli de pantalones grises, camisa bordó y chaleco negro, decía desde arriba.
Ironizó sobre “el señor presidente” por Néstor Kirchner, como si su esposa no fuera la jefa de Estado. “Nos dicen que tenemos empleados en negro, mientras que los policías que cuidaban los piquetes nos mostraron que ganan el 60% en negro, ése es el pueblo que quieren mandar a reprimirnos” y también se acordó de los docentes que cobran altos porcentajes no remunerativos.
En el final se quebró y la emoción casi no le permite terminar. “Soy un ser humano como todos ustedes, alguien me puso en el camino y con el afecto que me dan me cargan una mochila de responsabilidades que sobrellevo, puedo cometer errores pero no los voy a traicionar nunca”.
Habló de las “madres” y de su madre, entonces decidió parar de hablar y todos lo aplaudían como a un líder natural que emergió del interior para liderar la protesta de un sector acaudalado. Se inclinó hacia atrás para contemplar lo que había generado con sus palabras, y al mejor estilo K saltó del palco hacia el público para recibir abrazos y saludos. “Voy a volver a la ciudad, pero con el campo en marcha”, prometió. A juzgar por lo que se dijo ayer, no marcó un horizonte inmediato.

TRABAJAR EN LA UNIDAD DEL SECTOR
Ballester habló poco pero lo que dijo fue muy celebrado. “Esta unidad del campo no se puede perder, y hoy que sea Trenque Lauquen y Gualeguaychú los que impulsen formar una Confederación General Agropecuaria”, dijo y la gente gritó a coro “unidad, unidad”.
De Angeli también habló que el “campo está más unido que nunca. Los más grandes cometimos errores pero los jóvenes tienen que seguir con esta lucha. Los jóvenes serán el futuro, deberán agremiarse para que no pase nunca más lo que pasó acá”.
El enterriano comparó las retenciones móviles con la convertibilidad de los ’90 y habló de “saqueo del interior, como en Huinca Renancó, que aporta 200 millones de pesos en retenciones y no tiene agua ni cloacas”.

Sorpresivo anuncio de la Rural: Ofrecen ayuda para la problemática social
(Domingo 27 de Abril de 2008 | 12:55 hs.)
Ballester dijo que mañana se reunirán con Barracchia para ofrecer alimentos, capacitación y empleo a los sectores más postergados del distrito. Las tapas del diario, el disparador.

El presidente de la Sociedad Rural de Trenque Lauquen, Miguel Ballester, inició el fuego de los discursos en la tarde de ayer. Durante su breve alocución, que debió sostener con voz ronca por el tránsito agotador de los últimos días, realizó un anuncio que nadie esperaba y que sitúa a la institución en un espacio que se le reclamaba de algunos sectores comunitarios que marcaban las profundas asimetrías sociales.
Ballester reveló que mañana a primera hora se reunirán con el intendente municipal, Jorge Barracchia, para ofrecer alimentos, capacitación laboral y empleo a las 2 mil familias en riesgo que existen en el distrito según reveló días pasados el secretario de Acción Social de la comuna, Fernando Dellavedova.

PRODUCTORES SOLIDADRIOS
“El productor agropecuario es solidario y sensible y no es avaro”, enfatizó el dirigente ruralista en clara alusión a los discursos pronunciados por la Presidenta de la Nación en los últimos días.
“El diario La Opinión publicó que hay 2 mil familias en riesgo que son asistidas por la Municipalidad en forma alimentaria. Nosotros tenemos el deber, el lunes a la mañana, de estar con el intendente para asistir con alimentos, capacitación y trabajo a las 2 mil familias que están en la calle”, enfatizó y nadie se quedó helado. Por el contrario, los asistentes manifestaron signos de aprobación con aplausos a la nueva iniciativa ruralista.
“Vamos a seguir luchando para que no desaparezcan las localidades del interior”, dijo en el final Ballester que desde que comenzó la protesta agropecuaria participó en otras manifestaciones sociales: primero en la marcha del 24 de marzo para pedir juicio y castigo a los jerarcas de la última dictadura militar, y luego en una charla abierta sobre inseguridad.















El entrerriano Alfredo De Angeli fue figura en Trenque Lauquen: El gobierno nacional hizo unir a todo el campo “no por amor, sino por espanto”
(Domingo 27 de Abril de 2008 | 12:50 hs.)
Escribe: María Elena Bidart
Redactora de La Opinión

De Angeli dijo que la única responsable de los resultados de las negociaciones es la Presidenta y aclaró que a las causas judiciales no hay que temerles pero sí a la persecución política.

La figura de la asamblea rural de ayer en la rotonda fue Alfredo De Angeli, un entrerriano con 15 años de militancia gremial en la Federación Agraria que hace poco más de un mes, cuando los productores salieron a las rutas, tomó protagonismo y hoy es reclamado en el interior que se convoca para escuchar su discurso.
Llegó a Trenque Lauquen en avión y una vez instalado en la rotonda se dispuso a atender al periodismo con tranquilidad y sencillez.
La primera pregunta estuvo referida al cambio del ministro de Economía. Fue muy claro y dijo: “Nosotros no pedimos la renuncia de ningún funcionario. Si es para bien y el ministro Lousteau se equivocó por ahí vuelven al 10 de marzo y bienvenido sea. Ojalá que este cambio sea para solucionar el problema del sector”.
Con respecto al 2 de mayo aclaró que se mantendrá la tregua hasta ese día y se evaluará la situación de acuerdo a lo que suceda esta semana. “Volveremos a hacer asambleas en todas las rutas y evaluaremos los pasos a seguir”, remarcó.

PROCESADOS
De Angeli se solidarizó con todos los procesados rurales del país y dijo que su presencia en la ciudad tenía que ver con esa situación. “Ellos están en una lucha justa, no se tienen que avergonzar, al contrario, sus hijos se van a sentir orgullosos de tener un padre que estuvo luchando y que ojalá sea sólo judicial. Ahora, si esto es político, estamos mal porque eso se llama persecución”, dijo.
Consideró que la protesta ya pasó de ser sectorial a social y aclaró que ahora es la agroindustria la que se ha sumado más el sector del transporte “porque ellos saben que si nos va mal a nosotros, les va mal a ellos”.
“Esto ya es muy grande”, dijo refiriéndose a la protesta. “Nos quisieron dividir y no pudieron”, expresó.
Opinó además sobre la presencia de los presidentes de las cuatro entidades en el acto de asunción del ministro de Economía, Carlos Fernández. “Me parece bien, ellos son ciudadanos argentinos que representan a un sector tan importante como tantos otros, además con ese gesto demostramos que estamos abiertos al diálogo”, dijo.

TODAVÍA FALTA
Ayer hizo 24 días que comenzó la negociación con el gobierno y un periodista le preguntó si no le parecía que era un diálogo de sordos. De Angeli respondió: “Todavía quedan seis días de tregua, quién te dice que el nuevo ministro trabaje todo el fin de semana y el lunes salga con las soluciones”, aventuró.
Con respecto a la prórroga, indicó que esperarán al 2 de mayo y evaluarán cuánto avanzaron desde el gobierno “pero si no adelantaron nada, nosotros seguimos firmes”, aclaró.
Se lo consultó sobre la posibilidad de un doble mensaje, uno que viene desde la Presidenta y otro desde afuera del gobierno con el ex presidente Néstor Kirchner y De Angeli aseguró que ellos reconocen a un solo presidente de la Nación, “pero a simple vista se ven dos líneas, un jefe de Gabinete buscando la solución y un secretario de Comercio que sale volteando todo lo que se había negociado. Hay problemas ahí adentro”, dijo el entrerriano.

LOS HUMOS
“El gobierno ahora está en una campaña de desprestigio de algunos dirigentes, cuando no son las armas es el humo o la inflación, pero no lo van a lograr, miren cuánta gente hay acá”, dijo De Angeli y señaló a la multitud que lo esperaba afuera de la carpa.
“Qué tenemos que ver nosotros con la inflación, con que falte aceite de las góndolas, más vale que le pregunte a los amigos de él (refiriéndose a Kirchner) que son los dueños de las aceiteras”.
“Si hablamos de la carne estamos vendiendo al mismo precio que hace un año y en la góndola subió; si hablamos de trigo, solamente usamos el 15% en el mercado interno y el resto no lo tienen los productores, está en las manos de algunos amigos” del Gobierno. “Ni qué hablar de la leche, estamos cobrando 80 centavos el litro, que no nos culpen a nosotros”, enfatizó, refiriéndose al sector agropecuario.
“El ex presidente se está equivocando y lleva un mensaje erróneo al pueblo. Es lamentable que nos trate de avaros en vez de buscar soluciones”, aclaró.
Sobre la participación de Guillermo Moreno en las negociaciones dijo que “es porque alguien lo respalda, nosotros creemos que la única responsable es la Presidenta de la Nación, ¿o Moreno es el presidente?”, ironizó.

RECLAMOS
Se encargó de aclarar que hace cuatro años y medio que golpean la puerta de los Kirchner. De todos modos, aseguró que tienen muy claro que de volver a la protesta no se van a enfrentar con la sociedad y aseguró que las entidades gremiales están más unidas que nunca. “No nos van a dividir y menos ahora”, reiteró. El gremialista subrayó que “con el cambio de ministro hay expectativa” y agregó: ¿Saben qué logró este gobierno?, unir a las entidades y a los autoconvocados porque acá no estamos unidos por el amor, estamos unidos por el espanto, entonces aunque demoren necesitamos todas las soluciones, todas juntas como estamos nosotros, si no el campo no va a estar conforme”, aseveró.

2 comentarios:

Osvaldo Jesus dijo...

El fallo de un conjuez federal rosarino les permite a tres productores agrarios santafesinos comercializar 9.000 quintales de soja en condiciones anteriores a las retenciones móviles que rigen desde el 11 de marzo pasado.// por eso ahora el gobierno quiere sacar las retenciones móviles, y echarle la culpa a vascolé!!...son unos caraduras.

Campoygente dijo...

Felicitaciones. Ingresen en campoygente.blogspot.com